Equip Encourage Inspire

Filter Articles

Hágase Tu Voluntad a Tu Manera – Sencillez

By Ed Rotheram on November 08, 2012

6 Pero tú, cuando ores, apártate a solas, cierra la puerta detrás de ti y ora a tu Padre en privado. Entonces, tu Padre, quien todo lo ve, te recompensará. 7 Cuando ores, no parlotees de manera interminable como hacen los seguidores de otras religiones. Piensan que sus oraciones recibirán respuesta solo por repetir las mismas palabras una y otra vez. 8 No seas como ellos, porque tu Padre sabe exactamente lo que necesitas, incluso antes de que se lo pidas. 9 Ora de la siguiente manera: Padre nuestro que estás en el cielo, que sea siempre santo tu nombre.10 Que tu reino venga pronto. Que se cumpla tu voluntad en la tierra como se cumple en el cielo. 11 Danos hoy el alimento que necesitamos, 12 y perdónanos nuestros pecados, así como hemos perdonado a los que pecan contra nosotros. 13 No permitas que cedamos ante la tentación, sino rescátanos del maligno.
(Mateo 6:6-13 (NTV))

Esta semana estaba leyendo este pasaje y vinieron a mi mente un par de cosas. La primera fue el aspecto privado de la oración al que Jesús se estaba refiriendo en este pasaje, y la segunda fue la sencillez en la oración que Él nos pide. Nuestras oraciones deben ser sinceras, concisas, y simples – y para mí, esto muestra un gran aspecto de cómo también debería ser nuestra vida de adoración.

Hay una cita de Bill Johnson que dice “Si los lideres de alabanza solo adoran cuando dirigen, no son adoradores. Solo son simples músicos”. En este sentido, deberíamos de ver nuestros tiempos privados de adoración como, en mi opinión, no solo igual que nuestros tiempos públicos de adoración, sino más importantes.  Si esta parte de nuestra relación con Dios solo es superficial, siempre va a ser así. Sin embargo si pasamos tiempo con Dios en privado, ahí es en donde Él realmente puede hablarnos, si nosotros afinamos nuestros oídos para ello. Él ama el lugar secreto – mira a Moisés a lo largo de Éxodo – la mayoría de los más grandes encuentros vinieron cuando Moisés estaba uno-a-uno con el Señor. Lo público y lo privado deben venir de la mano.

El segundo aspecto puede ser más difícil de aplicar en la oración y adoración. Muchos de nosotros estamos acostumbrados a cantar coros que se repiten una y otra vez, y todos vamos a tener una opinión de que tan efectivo es esto. Sin embargo, es fácil olvidar que esto es un enfoque bastante moderno, cómo las iglesias han tratado de llevar a la música de adoración en una esfera más accesible

Muchos de los himnos antiguos tenían 5 ó 6 versos, sobre un tema progresivo, y así es también como están escritos los Salmos.  Me gustaría proponer la idea de que lo mejor de las canciones que han dominado los sets de alabanza durante los últimos 20 años, y que han durado en el tiempo, han sido las más simples. Canciones como “Isn’t He” (John Wimber), “Heart of Worship” (Matt Redman), “Surrender” (Marc James) and “Faithful One” (Brian Doerksen), para mí, siempre encabezarán la prueba. Como adoradores, músicos, poetas, artistas y creativos, amamos las letras complejas ( y no está mal, a Él también le gustan – mira Cantares), pero nuca subestimes el poder de la sencillez. Si nosotros como líderes de alabanza o compositores estamos para alimentar a Su rebaño, las cosas sencillas generalmente son las más fáciles de tomar.

Dejar que Dios nos ministres a través de la adoración es un aspecto crucial para nuestra formación espiritual. Darle gracias y la alabanza que le pertenece a Él y que Él nos revele más de sí mismo a nosotros. Este proceso no puede ser simplemente reservado para congresos o las plataformas, tiene que ser una de nuestras principales disciplinas en nuestro camino diario hacia Él. Dale las gracias a Él por quien es, lo que ha hecho y lo que sigue haciendo, y luego escuchar como revela más de Él a ti. Me encanta cómo el Mensaje (the Message) resume esto:

“Lo que estoy tratando de hacer aquí es que se relajen, que no estén tan preocupados por conseguirlo, para que puedan responder a lo que Dios les está dando. La gente que no conoce a Dios y la forma en que Él actúa hace alboroto sobre estas cosas, pero ustedes conocen ambas a Dios y como el actúa. Mantengan su vida en la realidad de Dios, la iniciativa de Dios, las provisiones de Dios. No se preocupen por perder. Encontraran que todas sus preocupaciones diarias naturales se cumplirán.”   (Mateo 6:32 (traducción de  la MSG))

-Traducción por Jesús Cano.

Comment on Facebook Comment on Twitter
fe11d2316a864b06a87c067d11b56895